Sistemas de refrigeración industrial

Un sistema de refrigeración industrial es aquel que se utiliza para disminuir la temperatura de un fluido basado en el intercambio calorífico con un producto refrigerante. Se suelen clasificar en función del tipo de refrigerante que utilizan y su concepción.

Sistemas abiertos o cerrados.

Son sistemas de refrigeración industrial abiertos aquellos en los que el fluido que se quiere enfriar estará en contacto directo con el medio. Por otro lado, si el sistema es cerrado, tanto el refrigerante como el fluido tendrá que desplazarse a través de tubos, no están en contacto con el medio.

Sistemas directos o indirectos.

Los sistemas de refrigeración directos, son aquellos en los que sólo existe un intercambiador de calor en el que el refrigerante enfriará el fluido durante el proceso. En cambio los indirectos, comprenden al menos dos intercambiadores de calor y un circuito entre los distintos dispositivos.

¿Cómo se diseña un almacén frigorífico?

Los diseños de los almacenes frigoríficos se tienen que establecer según los criterios de su uso, tales como capacidad de almacenamiento, posibilidades de recepción o de expedición de mercancías, operaciones internas, etc.

Las partes del almacén se deben mantener con temperaturas controladas, generalmente inferiores a la temperatura exterior.

Puede suceder que el almacén frigorífico tenga un carácter muy polivalente, entonces se han de evaluar datos del programa previsible de explotación. Estas condiciones se deben definir en el estudio previo.

Calidad del aire interior y humedad relativa

Los ambientes interiores son muy importantes para nosotros, ya que pasamos el 90% del día en interiores.

La calidad del ambiente puede depender de las propiedades del aire que respiramos en el interior. En los edificios modernos la calidad del aire suele estar determinado principalmente por el sistema HVAC (calefacción, ventilación y aire acondicionado).

Algunos de los parámetros más relevantes que nos aportan mayor confort y que nos indican nuestro nivel de comodidad pueden ser:

Refrigeración con NH3: Eficiencia en la industria

Los enfriadores que usan amoniaco están siendo muy comunes en industrias como la cárnica, la agrícola y la farmacéutica.

¿Qué es el amoniaco o el NH3?

Es un gas natural compuesto por hidrógeno y nitrógeno, pertenece a los refrigerantes considerados como gases naturales, que también incluye hidrocarburos, agua, aire y dióxido de carbono.

¿En qué consiste la refrigeración por amoniaco?

El amoniaco destinado a la refrigeración se almacena bajo presión, normalmente en tanques. La refrigeración por amoniaco funciona de manera muy similar a los sistemas de refrigeración industrial que utilizan refrigerantes sintéticos, con la excepción de que utiliza amoniaco anhidro como refrigerante.

Atmósfera controlada en la industria alimentaria

La atmosfera controlada es la técnica que se emplea para conservar alimentos, para ello, reduce el nivel de oxígeno y aumenta el de CO2.

Es técnica se usa sobre todo en productos hortofrutícolas. Es muy importante para el proceso de conservación de dichos productos la acción de la atmósfera sobre la respiración del fruto que la acción del frío sobre las frutas y verduras.

De esta forma se retrasa de forma significativa el proceso de maduración de la fruta y la verdura, evitando de este modo pérdidas por podredumbre. Una vez que estos productos se saquen a una atmósfera normal, seguirá el proceso de maduración como si no hubieran estado dentro de la cámara.

¿Cómo se realiza?

Refrigeración para productos farmacéuticos

La temperatura se ha convertido en el factor clave para la conservación no solo de alimentos, sino de muchos productos y sustancias. Cada vez son más las empresas que requieren de cámaras frigoríficas para conservar sus productos.

El sector farmacéutico manipula productos muy sensibles al calor, incluso a temperaturas de ambiente y este tipo de productos debe conservarse a una temperatura  de entre 2 y 8 ºC. Muchos productos como vacunas, antibióticos, insulinas, etc., necesitan temperaturas bajas.

Desde que se producen en laboratorios hasta que son transportados a farmacias y hospitales, debe garantizarse su integridad  y eficacia. De lo contrario, su eficacia puede disminuir y sus elementos degradarse e incluso volverse tóxicos.

Aceite lubricantes en compresores y sus propiedades

Podemos definir  los aceites y lubricantes como una sustancia que disminuye la fricción y el desgaste de la maquinaria industrial, aunque también se utilizan en sistemas de climatización como el aire acondicionado y la calefacción.

La industria de los lubricantes mejora y cambia constantemente mientras los requerimientos de las máquinas modernas evolucionan. Los lubricantes biosintéticos son cada vez más específicos para las tareas que son diseñados.

¿Cómo afecta la lubricación a los compresores?

Los fabricantes de compresores siempre tienen que especificar qué tipo de aceite emplean para cada modelo.

Uno de los errores más comunes ocurre cuando no se emplea el aceite apropiado para el compresor, ya que se puede provocar un daño al sistema debido a la incompatibilidad con el refrigerante.

Los aceites lubricantes suelen permanecer en el cárter del compresor, aunque sin embargo, una pequeña cantidad circulará hacia el resto del circuito. El aceite debe ser capaz de resistir altas temperaturas en la descarga del compresor y bajas temperaturas en la válvula de expansión y en el evaporador.

Industria alimentaria: Importancia del frío

La cadena de frío es una cadena de temperatura controlada. Una cadena de frío intacta garantiza que los productos se han mantenido dentro de un intervalo de temperatura durante su producción, transporte, almacenamiento y venta, protegiendo su calidad y propiedades.

La refrigeración es importante para la producción y conservación de los alimentos manteniéndolos frescos y aumentando su vida comercial y variará dependiendo de la naturaleza de cada alimento.

Podemos destacar las siguientes etapas de manipulación y preservación de alimentos con temperaturas frías:

Purificadores de aire para el hogar

Actualmente, tras la llegada de la COVID -19 a nuestras vidas, los purificadores de aire pueden ser una opción para ayudar a depurar el ambiente de bacterias, partículas o virus. Un purificador de aire es un aparato muy parecido a un aire acondicionado pero cuya misión es la de devolver un aire más limpio al que atrapan.

Para retener estas partículas, primero capturan el aire del ambiente empleando un ventilador y después de atravesar un sistema de filtrado donde quedan atrapadas las impurezas, el aire vuelve al hogar.

Compuesto por filtros que permiten eliminar la contaminación ambiental de polvo, pelos de los animales, humo o polen. Es un mecanismo que cuenta con múltiples beneficios para personas que padecen asma o alergias. La recomendación es buscar modelos que dispongan de filtros HEPA (High efficiency Particulate Air).

Intercambiadores de calor en la Industria metalúrgica

En la industria metalúrgica se requieren de procesos complejos y trabaja con fluidos que necesitan la mejor tecnología en intercambio de calor.

Un sistema de refrigeración industrial, se debe  conformar por equipos específicos para la eficiencia energética y ahorro del agua.  Además el sistema tiene que implicar un correcto uso de la temperatura. Por ello, los intercambiadores de calor de placas ocupan un lugar importante en el uso de estos fluidos.

Concretamente, en la industria metalúrgica, se requieren en sus  materiales moldes y prensas, los cuales necesitan liberar altos niveles de calor, lo que implica grandes cantidades de energía.